Exploraciones

Para no olvidar más las pastillas, habrá microchips para el cuerpo.

Michael Cima y Robert Langer son los inventores del microchip para administrar fármacos.  Crédito: M. Scott Brauer - Gentileza MIT
Michael Cima y Robert Langer son los inventores del microchip para administrar fármacos.
Crédito: M. Scott Brauer – Gentileza MIT

 

¿Les resulta difícil recordar la toma de pastillas? En el futuro cercano, se podría implantar un microchip que liberará el medicamento según las instrucciones que den los médicos. Servirá para tratar personas con esclerosis múltiple, cáncer, osteoporosis, diabetes tipo 2 y enfermedades mentales que requieren medicación como la esquizofrenia.

La semana pasada, se conoció el acuerdo entre Microchips Biotech, una firma relacionada al Instituto de Tecnología de Massachusetts, con el gigante farmacéutico Teva Pharmaceutical, de Israel. Están desarrollando dispositivos inalámbricos que almacenan y liberan medicamentos dentro del cuerpo durante varios años.

Michael Cima y Robert Langer son los inventores de esos chips que contienen cientos de celdas del tamaño de una cabeza de alfiler, donde se almacenan pequeñas dosis de productos terapéuticos o químicos. ¿Cómo funcionan? Mediante una corriente eléctrica que elimina la membrana y libera una única dosis. El dispositivo tiene una vida útil de 16 años y permitirá tratar enfermedades como diabetes, cáncer, esclerosis múltiple y también la osteoporosis. Aún falta desarrollar a gran escala y llevar a cabo más ensayos clínicos que demuestren eficacia y seguridad.

 

Escuchá el audio en el que Valeria Román da más detalles sobre el microchip para enfermedades crónicas. Es del programa “Arriba Juan”, conducido por Juan Miceli, en Radio Ciudad de Buenos Aires (AM1110 – Lunes a viernes de 8 a 10 horas).

 

Los comentarios están cerrados.